Ocasiones de contento

Ocasiones de contento

UNAM

Share:
Bernardo de Balbuena, poeta manchego (Valdepeñas, España 1562- San Juan de Puerto Rico, 1627), vivió en México varios años, donde escribió Grandeza mexicana, un elogio a la capital de la Nueva España. Se trata de un poema laudatorio escrito en versos de octava real donde los primeros anuncian cada uno de los temas: “De la famosa México el asiento,/ origen y grandeza de edificios,/ caballos, calles, trato, cumplimiento,/ letras, virtudes, variedad de oficios,/ regalos, ocasiones de contento,/ primavera inmortal y sus indicios,/ gobierno ilustre, religión, estado,/ todo en este discurso está cifrado”. Aquí presentamos la lectura de la quinta parte del poema, “Regalos, ocasiones de contento”, donde se describe la ciudad de México como un espacio idílico por sus múltiples motivos de recreación, joyas, fiestas, pasatiempos y toda clase de delicias para el paladar. Así como Hernán Cortés relatara su deslumbramiento ante la ciudad de Tenochtitlan (véase La gran Tenochtitlan en esta misma serie), Balbuena dedica este poema a plasmar las riquezas de la ciudad colonial. Este texto forma parte del libro Ocasiones de contento, de la colección Pequeños grandes ensayos, de la Dirección de Publicaciones de la UNAM. Producción Descarga Cultura.UNAM / Coordinación de Difusión Cultural / UNAM D.R. © UNAM.
...Read More
Bernardo de Balbuena, poeta manchego (Valdepeñas, España 1562- San Juan de Puerto Rico, 1627), vivió en México varios años, donde escribió Grandeza mexicana, un elogio a la capital de la Nueva España. Se trata de un poema laudatorio escrito en versos de octava real donde los primeros anuncian cada uno de los temas: “De la famosa México el asiento,/ origen y grandeza de edificios,/ caballos, calles, trato, cumplimiento,/ letras, virtudes, variedad de oficios,/ regalos, ocasiones de contento,/ primavera inmortal y sus indicios,/ gobierno ilustre, religión, estado,/ todo en este discurso está cifrado”. Aquí presentamos la lectura de la quinta parte del poema, “Regalos, ocasiones de contento”, donde se describe la ciudad de México como un espacio idílico por sus múltiples motivos de recreación, joyas, fiestas, pasatiempos y toda clase de delicias para el paladar. Así como Hernán Cortés relatara su deslumbramiento ante la ciudad de Tenochtitlan (véase La gran Tenochtitlan en esta misma serie), Balbuena dedica este poema a plasmar las riquezas de la ciudad colonial. Este texto forma parte del libro Ocasiones de contento, de la colección Pequeños grandes ensayos, de la Dirección de Publicaciones de la UNAM. Producción Descarga Cultura.UNAM / Coordinación de Difusión Cultural / UNAM D.R. © UNAM.
...Read More